¿Es mejor un colchón firme o un colchón suave?

November 6, 2017 5:00 am

La decisión entre un colchón firme o un colchón blando no debe limitarse a simples preferencias personales, ya que el colchón equivocado puede causarnos una mala alineación corporal, que a la larga se traducirá en molestias musculares.

La mala alineación corporal al dormir debida a la calidad del colchón pueden privarlo de un sueño reparador y profundo.

Tradicionalmente se cree que cualquier postura en la que nos sintamos cómodos es una buena postura para dormir.

Quizás le ha pasado que cuando está realmente cansado luego de un día agotador, o luego de un viaje largo, se queda dormido en cualquier posición.

Pero la postura al dormir es importante por dos razones: Si usted se acostumbra a dormir en una posición inadecuada, esta mala postura puede ocasionar que se levante igual o más cansado de cuando se acostó.

Al mismo tiempo, una mala alineación del cuerpo puede causarle algunos problemas en su salud a largo plazo.

Por eso, escoger el colchón adecuado puede ayudarle a mejorar la calidad y la cantidad de sus horas de sueño.

Como hemos mencionado en artículos anteriores, la falta de un descanso adecuado durante la noche puede causarle problemas cardíacos, alteración en su presión sanguínea, además de los dolores musculares.

Pero ¿Cómo escoger un colchón? ¿Qué tipo de colchón le conviene más a su espalda? Le presentamos esta guía rápida para que tome una buena decisión:

 

¿Un colchón firme o un colchón blando? ¿Cuál es mejor para su espalda?

Algunas personas opinan que un colchón firme es la mejor opción. Otras personas prefieren dormir en un colchón blando.

Y hay un tercer grupo que opina que cualquier colchón es bueno si nos aporta comodidad.

Sin embargo, el mejor colchón es aquel que tiene el nivel de firmeza adecuado, sino el que puede darle apoyo en las partes clave de su cuerpo.

El nivel de firmeza de un colchón le ayuda a adoptar una postura lo suficientemente cómoda para descansar, pero también lo suficientemente firme para evitar que necesite cambiar de posición constantemente.

El cambio de posición constante se debe a que el cuerpo se cansa de estar en una posición que al principio le puede parecer cómoda, pero pasadas unas horas, le empezará a icomodar.

Tome en cuenta que el constante cambio de posición interrumpe la calidad de su sueño, lo cual se traduce en unas horas de sueño que no son reparadoras.

Le presentamos aquí algunas ventajas de un colchón firme y un colchón blando:

 

Ventajas de un colchón firme

Las nuevas tendencias basadas en la ergonomía para el diseño de colchones, apuntan a que mientras menos amortiguación tiene un colchón, le da mayor soporte y facilita una posición natural de su espina dorsal mientras duerme.

De acuerdo a investigaciones sobre la ergonomía del sueño, un colchón firme le hará sentir una comodidad superior a mediano plazo.

Es decir, un colchón firme quizás se sienta demasiado rígido en las primeras noches. Pero pasados unos días, la diferencia en el comfort será notoria, porque el nivel de descanso que se logra con estos colchones es superior.

El cuerpo humano no puede tener un descanso pleno en un colchón demasiado suave, porque siempre estará tratando de recuperar una posición natural.

 

Desventajas de un colchón demasiado suave

Un colchón demasiado suave puede traer muchas consecuencias en términos de salud, específicamente problemas de la espalda.

Lo preocupante de un mal colchón, es que una mala posición de la espalda puede causar que los pulmones no reciban el suficiente oxígeno, lo cual se traduce en un descanso inadecuado.

 

¿Colchón firme o semi firme?

Un estudio llevado a cabo en España demostró que la máxima rigidez en los colchones no siempre es la mejor opción.

El estudio llevado a cabo con 313 participantes que padecían de dolores de espalda. Los participantes fueron divididos en dos grupos.

Cada participante del primer grupo recibió un colchón firme. De igual forma, cada participante del segundo grupo, recibió un colchón semi firme.

Ambos grupos durmieron en estos colchones durante 90 días, al final de los cuales, se concluyó que todos los participantes reportaban sentirse mejor.

Sin embargo, entre ambos grupos, los que durmieron en un colchón semi firme experimentaron mejores resultados que los que durmieron en un colchón firme.

La condición de los participantes que durmieron en un colchón semi firme, mejoró en un 80%, y en un 70% los que durmieron en un colchón firme.

 

Lo invitamos a que conozca nuestros colchones TEMPUR-Contour, que le ofrecen una cómoda firmeza y amoldamiento. Si prefiere experimentar una mayor suavidad, nuestros colchones TEMPUR-Cloud le aportan suavidad sin dejar de dar soporte para una postura natural.

Categorised in:

This post was written by TuDescanso

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *